jueves, 27 de septiembre de 2007

La Conferencia Episcopal critica las ayudas del Gobierno a las madres solteras

El portavoz de los obispos sostiene que el Estado debe promover la natalidad sólo cuando se dé en pareja
AGENCIAS - Madrid - 27/09/2007

El secretario general y portavoz de la Conferencia Episcopal Española, Juan Antonio Martínez Camino, ha criticado las ayudas a las madres solteras, como el aumento hasta 3.500 euros de la nueva prestación por maternidad para las familias monoparentales.
Durante la rueda de prensa, al término de la CCVI Asamblea Permanente que tiene lugar desde el martes en la Casa de la Iglesia, el portavoz de los obispos ha asegurado que el Estado debe promover la natalidad en un "contexto adecuado", en el que se respeten los derechos del niño "a tener un padre y una madre y donde puedan ser acogidos y educados".
En opinión de Martínez Camino, "hay que ayudar a todos los niños" ya que "todos tienen dignidad y no son responsables de las circunstancias en que han sido engendrados", pero ha mostrado su oposición a que se "promueva" que éstos "vengan al mundo sin un padre y una madre".

Contra la asignatura de Educación para la Ciudadanía
Por otra parte, Martínez Camino también se ha referido a la polémica sobre Educación para la Ciudadanía.
En este sentido, ha manifestado que la Conferencia Episcopal Española apoya cualquier iniciativa o acción "democrática y pacífica" contra esta asignatura, incluidas el derecho de los padres a la objeción de conciencia y una posible manifestación pública contra la asignatura.
Por último, Camino ha recalcado que "aunque todos los contenidos de la asignatura fuesen buenos", por su carácter de asignatura obligatoria "sería igualmente inaceptable" no sólo para los colegios católicos sino para cualquier centro educativo porque el Estado no puede imponer ningún tipo de moral.

¡Qué colección de despropósitos! Hay quien no se entera de que padre y madre tenemos todos, otra cosa es que los vivamos cotidianamente. Tengo una amiga que enviudó cuando su hija tenía tres meses. Un amigo que se crió con unos tíos porque su madre "soltera" tuvo que marchar del pueblo donde vivía y debía ir a verla de incógnito a otra ciudad. Su bondad se asemeja a la de Ghandi o Teresa de Calcuta. Tengo una sobrina de madre soltera que es estupenda y se crió en casa con su estupenda madre, su abuela y sus tíos. En ninguno de estos casos a las criaturas de las que hablo, ya mayorcitas hoy, le han salido cuernos y rabo, ni son agresivos ni desnaturalizados, ni siquera acomplejados. ¿Y por qué hay que castigar a una criatura inocente y la madre que lo trae al mundo por el hecho de nacer fuera del matrimonio? ¿Y la caridad? ¿Y la compasión? ¿Y? ¿Y?
El Estado no puede imponer moral, por supuesto. Imponer, no puede imponer nadie nada y menos a niveles de pensamiento y sentimiento. Tampoco puede la Iglesia, ninguna iglesia. Ni la religión que en definitiva es una forma de entender y ejercer lo moral. Lo que sí podemos entre todos es elevar la ética (tanto monta monta tanto), al rango que merece, para que nuestros infantes adquieran unos principios y valores básicos que les permitan desenvolverse en la vida con valentía, seguridad y cierta coherencia moral, empatía y solidaridad hacia el prójimo y la sociedad. Además de alcanzar suficiente capacidad de reflexión que les permita ser críticos y creativos, que no criticones y destructivos, con su entorno. Y un largo etcétera que se me ocurre sobre la marcha pero sería pesado de leer y todos conocemos sobradamente. Resulta asombroso como Martínez Camino arruga, rompe y tritura los "buenos contenidos" sin ninguna clase de escrúpulos. ¿En aras de qué? Mi no entender rien de rien.

10 comentarios:

Anonymous Gustavo ha dicho...

¡Bien dicho! Mi indignación no ha conocido límites esta mañana cuando he oído que la conferencia episcopal ha criticado la medida porque va en detrimento de las familias "equilibradas", sea lo que sea lo que esto signifique.

28 de septiembre de 2007, 10:22  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Pues vaya..., de la noticia no se desprende ese ataque tan furibundo a tu sobrina......¡Cuantos complejos!

28 de septiembre de 2007, 13:30  
Anonymous Anónimo ha dicho...

¿Y por qué hay moral? ¿Y por que tenemos dignidad? ¿Y por que...?
¿Casualidad? ¿Nos tocó?
¿Evolución? ¿Inteligencia?

28 de septiembre de 2007, 13:32  
Anonymous Anónimo ha dicho...

¿A quien le importa que tengas una sobrina de madre soltera? Te estás pasando TCB

28 de septiembre de 2007, 14:35  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Estoy contigo TCB

28 de septiembre de 2007, 14:37  
Blogger TCB ha dicho...

anónimo que TBO venir. Nadie ha sido atacado y menos alguien de mi familia a la que adoro, incluíd@ tú. Se trata de argumentos, de elemental respeto al ser humano que estoy segura buena parte de la Iglesia tiene por los desfavorecidos. Por si no has leído bien: El secretario general y portavoz de la Conferencia Episcopal Española, Juan Antonio Martínez Camino, ha criticado las ayudas a las madres solteras, como el aumento hasta 3.500 euros de la nueva prestación por maternidad para las familias monoparentales.
Y: Por último, Camino ha recalcado que "aunque todos los contenidos de la asignatura fuesen buenos", por su carácter de asignatura obligatoria "sería igualmente inaceptable" no sólo para los colegios católicos sino para cualquier centro educativo porque el Estado no puede imponer ningún tipo de moral. Continuará.

A nadie le importa cómo está compuesta mi familia, ni hhay nada deshonroso en ella, por eso precisamente es publicable.

Cualquier comunidad humana tiene principios, valores y tradiciones que evolucionan, y han de continuar habiéndolas. Es necesario para convivir, por decir la razón más sencilla de todas las que se me ocurren.

A partir de este momento, cumpliré lo que he anotado sobre el anonimato. Si yo estoy identificada, es de ley que se identifique mínimamente el que comenta, particularmente si es algo serio, relevante o de suficiente peso. Y particularmente si me conoce o conozco. Lo contrario dice muy poco de su persona-je. Y ¡ojo!, no me opongo al humor, a la adivinanza ni a debatir por opiniones dispares a la mía. Saúdos e saúde.

28 de septiembre de 2007, 15:41  
Blogger TCB ha dicho...

Hola gustavo, gracias por comunicarte conmigo. Estoy de acuerdo contigo, la familia es lo primero que vivimos y donde comenzamos nuestro aprendizaje social "sea como ésta fuere", para bien, para no tan bien, o para peor.

30 de septiembre de 2007, 15:59  
Anonymous Anónimo ha dicho...

que escandalo quien dice que? yo no veo ninguna critica a esa sobrina sino todo lo contrario... y porque no han de ser ayudadas esas madres? quien dice que eso promueve la nacencia fuera de la pareja, hay madrre mia cuanta ignorancia de lo que es la vida cuando se esta fuera... quiero decir cuando no te toca ni te roza o cuando lo hace, pero de lejos... di que si TCB alto y claro firmado: la madre de la sobrina

30 de septiembre de 2007, 21:44  
Blogger TCB ha dicho...

Madre de la sobrina: es genial cuando te atreves, genial cuando te explicas y genial cuando sacas a paseo tu genio y sentidiño del humor. Quérote rula.

30 de septiembre de 2007, 21:58  
Anonymous Anónimo ha dicho...

cuasiH dijo:

¡Quérote rula!

Qué expresión tan breve,tan profunda, tan bella, y en este caso que intuyo está envuelta en autenticidad,todo un mundo de afectividad.

1 de octubre de 2007, 11:40  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal